Uno de los principales atractivos de nuestra visita a Munich era poder escaparnos un día para poder ver con nuestros propios ojos uno de los castillos más bonitos que jamás se hayan creado. Estamos hablando de Neuschwanstein, el famoso castillo de Luis II de Baviera o Rey loco, con el que Walt Disney se inspiró para su famoso castillo.

Continúa leyendo

Pocas ciudades europeas nos han gustado más que Edimburgo, pasear por sus laberínticas calles tiene un encanto especial. Además, una de las características que está ciudad tiene y que la hace tan entrañable es la cantidad de leyendas urbanas e historias algo macabras que atesora. ¡Podemos decir casi convencidos que no hay una ciudad en el mundo con tantos fantasmas por metro cuadrado!

Continúa leyendo